Loading...

VIVIAN TRíAS. EL HOMBRE QUE FUE RíOS

Fernando López D'Alesandro  

0


Fragmento

Introducción y otros menesteres

Si bien este libro es producto de la aparición de los archivos de la inteligencia política checoslovaca, también es, en realidad, el resultado de treinta años de investigaciones y de recopilación de documentos y testimonios. Corresponde explicar.

En el camino de la investigación de la Historia de la izquierda uruguaya, amigos, compañeros o amables lectores me fueron acercando a lo largo de los años “papeles viejos”, algunos de inestimable valor, que fueron conformando un archivo. Pero a pesar de los papeles, los vacíos dejaban mucho sin explicar. La década del 1960, crítica en todo sentido, fue un parteaguas para las organizaciones de izquierda, pero de todas ellas la más conflictiva fue el Partido Socialista. Vacíos y contradicciones políticas e ideológicas por momentos inexplicables frenaban cualquier intento de investigación. El historiador entraba en laberintos sin salida aparente.

Ciertas informaciones recibidas por mí en 1995 - 1996 sobre los vínculos de Vivian Trías con los “servicios del Este”, esa fue la denominación que me dieron, comenzaron a aclarar muchas cosas, cuando el foco de la interpretación variaba el tono de su luz en la lectura de los documentos conocidos. Cuando aparecieron los archivos de la Státní bezpečnost (StB), la Policía política checoslovaca donde Vivian Trías figuraba como el agente Ríos, muchas cosas comenzaron a aclararse, aunque aún quedan vacíos que llenar.

Para comprender los contenidos de esos archivos el análisis del proceso histórico es fundamental. Por eso la estructura de este libro analiza el giro del socialismo uruguayo hacia “la tercera posición“ y al revisionismo a mediados de la década de 1950 y la asunción del socialismo nacional. Sabíamos del impacto de la Revolución Cubana en el proceso y cómo generó nuevas definiciones ideológicas y estratégicas, donde la lucha armada juega un papel central en el socialismo uruguayo. El estudio de este proceso como consecuencia del fracaso del primer intento frentista del Partido Socialista (PSU), la Unión Popular, explica muchas cosas, inclusive la integración de Vivian Trías a la StB. La ruptura con Emilio Frugoni es analizada aquí no como un hecho puntual de 1963, sino como un proceso más largo gracias a una serie de documentos inéditos que obran en nuestro poder.

Las sucesivas crisis del PSU son la génesis de diversas organizaciones políticas, algunas desaparecidas como el Movimiento de Unificación Socialista Proletaria (MUSP), otras con proyección al presente, como el Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros (MLN-T). En ambas creaciones el Partido Socialista tuvo responsabilidad, procesos que intentamos estudiar. En ese marco, el apoyo incondicional del PSU y de Vivian Trías a la Revolución Cubana y la integración sin condiciones de los socialistas a la Organización Latinoamericana de Solidaridad (OLAS) con la promoción de la lucha armada y la consiguiente ilegalización de Partido Socialista, a la luz de los archivos de la StB se comprenden de otra manera. Asimismo nuestros archivos particulares aportan datos inéditos hasta hoy que, creemos, iluminan aquel proceso.

De allí a la definición del Partido Socialista como marxista-leninista, siempre tan llamativa, hubo un paso que los socialistas y Vivian Trías dieron con entusiasmo en 1972. La relación con la inteligencia checoslovaca aporta otra mirada a este proceso tan singular.

La seducción de Trías y del so

Recibe antes que nadie historias como ésta