Loading...

¡BIENVENIDO AL EQUIPO! (¡GOL! 17)

Luigi Garlando  

0


Fragmento

images/9788484419907_CAP00101-00.jpg 1801x1049 (pixels)

1
¡MIL GRACIAS, LEONES!

PCuando marca, Raffaele lo celebra llevándose el pulgar a la boca como un bebé, porque su apodo es el Niño. Pero hoy el delantero centro italiano tiene más bien la expresión de un niño que acaba de ser castigado.

No esperaba empezar la liga sentado en el banquillo... Tampoco lo habían intuido sus compañeros de equipo, que lo miran perplejos mientras camina con la cabeza gacha por el borde del campo.

Tomi y Rafa son la mejor pareja de ataque del torneo: todos los entrenadores del mundo los alinearían de entrada, pero Jérôme es un técnico muy particular, que siempre privilegia la defensa. Para él un equipo de fútbol solo tiene que tener un delantero. Ni uno más.

Así que hoy los Cebolletas se enfrentarán a los Capitostes solamente con Tomi en punta. Nico jugará por detrás de él, en la posición del número 10, mientras en el centro del campo se situarán Becan, Bruno, Aquiles e

13

¡GOL!

Ígor, de derecha a izquierda. La defensa está compuesta por Sara, Elvira, Dani y Lara.

Formación 4-4-1-1.

¿Cómo dices? Sí, João también empieza el partido de suplente. A Jérôme no le gustan demasiado sus regates brasileños y sus fintas fantasiosas. Prefiere a los extremos que corren mucho y después de atacar bajan a echar una mano a la defensa.

Los hinchas de los Cebolletas comentan asombrados las decisiones del entrenador.

Armando se dirige al esqueleto Socorro, la famosa mascota del equipo, y le pregunta:

—¿No te apetece hacer de míster? ¡Estoy seguro de que se te daría mejor que a Jérôme!

—¡Igual hasta cocinas mejor! —añade Carlos, el padre de João, que está instalando en las gradas sus tambores brasileños.

Lucía, sentada una fila por delante, se da la vuelta y fulmina con la mirada a Carlos y a su marido.

—¡Felicidades! Todavía no ha empezado la liga y ya os estáis quejando del entrenador... Me gustaría recordaros que el lema de nuestros chicos es «Quien se divierte siempre gana». ¡Todos tienen derecho a jugar y a divertirse, no solo los mejores!

14

images/9788484419907_CAP00103-00.jpg 1726x287 (pixels)

¡MIL GRACIAS, LEONES!

Armando extiende los brazos como para justificarse. —Pero si yo no he dicho nada —se defiende—. El que ha hablado ha sido Socorro. ¡Mira!

El padre de Tomi mueve la mandíbula de la calavera y, en efecto, se diría que el esqueleto habla de verdad.

Los padres de los Capitostes, que han seguido la escena, ríen divertidos.

—¿Te acuerdas de Fidu en el último partido contra los Capitostes? —pregunta Nico a Tomi, listo para hacer el saque inicial.

—Sí —responde el capitán—, se tropezó con un cordón, tiró al suelo a un atacante y el árbitro pitó penalti...

Los números 9 y 10 sueltan una carcajada, pero recuperan enseguida la seriedad, porque el árbitro ha dado inicio al encuentro.

Ha empezado la segunda liga entre equipos de once jugadores en la que participan los Cebolletas. La primera sin Fidu...

En este momento el porterazo estará acabando su partido contra los Leones de África. No sé si recuerdas cómo nos habíamos quedado. Los Cebolletas habían seguido las primeras jugadas de los Tiburones Azzu

15

¡GOL!

les, habían aplaudido la primera parada de Fidu con su nueva camiseta y luego habían salido de la parroquia de San Antonio de la Florida para dirigirse al campo de los Cap

Recibe antes que nadie historias como ésta